s
s
s
s
s
s
s
s

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Mara Eleonor Prado Mdinger
Nacionalidad:
Chile
E-mail:
Biografia

Tiempos modernos

Yo dedico los trastornos de este tiempo

a la usanza de Fuseli,
negro ira,
rojo morbo,
tajo amargo y a la vena,
es la Era indiscutida del horror.

De los ojos que no miran ya de frente,
de la boca que en su afán sólo mutila
las sentencias de un amor hoy debilucho.

Yo me bebo el vino tinto más absurdo de las uvas
y me como sus semillas doloridas
porque el diablo hace tiempo que camina
pisoteando lo que antes era bueno.

No me venga el aforismo a encuadrar lo que no es verdad,
si eres noble,
medias blancas y camino al olimpo,
si eres mugre
ahí te quedas con tu borra y pestilencia.

Yo pregono lo que veo en el camino,
la tristeza disfrazada de arlequín,
y ese sobe con dolor que hace mella,
qué terrible es ser tocado por la nada.

Es la Sole popular en estos días,
compañera sordomuda y persistente,
no cuestiona,
no opina,
y se mete
pero es lecho,
poca carne y mucha muerte.
-----------------------------

Ebria

No sé quien me sirva la vida
en una copa ceñida de champagne,
que sea diestro y no derrame
pues mis pasos tienen sed de tierra húmeda,
compungida tierra que expele
sus sudores.

El toro viaja rojo por los labios
maduros de la vid,
rojo sangre del que bebe el holocausto,
rojo muerte cercana a la embriaguez.

Oh mis musas y antimusas,
no se ensañen mientras bebo,
no me nombren cuando salgan las palabras
y no renten cuatro pesos mi alquiler,
porque fui expulsada sin centavos,
los harapos me sostienen mientras duermo
hoy que ebria no soy más que una botella.
----------------------------

SI TUVIERAS POR BIEN COBIJARME

Vuelvo a los mares multiformes
con mi bastón apoyado en su arena,
vuelvo a tus pechos Manuela para
dormir mi vejez,
que un día hube si, dejarte libre
para que emigraras al cielo,
sin plumas que atorar, sin llanto
pa frenarte.

Y ahora en todas mis horas tiradas
vuelvo mujer a tu cama aunque
sea una noche,
se del confort de tu cuerpo marchito
como lo es hoy el mío, pero es Dios mí
testigo como lo he deseado en mi
obligada siesta.

Retorno a los lagos verde azules de tu
sereno mirar, a tus manos
pequeñas,
a tu pronunciada boca,
a tus largos cabellos de nieve,
y si tu sexo pudiere acoger al mío
vaciarme y morir.

Vuelvo Manuela a tu cuello para que arropes
mi último sueño y me entierres ahí.

biografia:

María Eleonor Prado Mödinger
, nació el 06 de mayo de 1962 en Santiago de Chile, hija de una profesora de literatura y de un escritor. A partir de los 8 años comenzó a perfilarse como poeta, si bien es cierto atacada por la curiosidad de la rima, la que le dedicó buena parte de su adolescencia, a partir de los 20 años ya versaba libremente; es sin duda amante del verso libre sin desmerecer las técnicas que ofrece la literatura, a ella no le va, es por naturaleza desbocada, libre y ansiosa. Estudió Comunicación Audiovisual y se especializó en Producción de Prensa. No tiene cursos formativos en literatura más que un taller realizado el año pasado con el Premio Nacional de Literatura Raúl Zurita.

mepramo62@gmail.com

 

Desarrollado por: Asesorias Web
s
s
s
s
s
s
s