Poetas Del Mundo Poets of the world
Our Poets & Artists Talented, Credentialed & Creative
Our Readers A wide diverse audience
Help & Support Call us: +56 9 8811 6084
0 0
Beatriz Barsanti

Beatriz Barsanti


Nationality: United States
Email: beatrizbarsanti@gmail.com

Biography

Beatriz Barsanti

Beatriz Barsanti,  argentina,  residente en Villa Adelina  . Ptdo.de San Isidro (Pvcia. de  Buenos Aires).

Profesora de piano,  de danzas folklóricas,  de idioma italiano,  martillera y corredora pública.

Escribo poesía desde los cinco años.   A partir del 2010 he concurrido a talleres literarios.   Integré varias antologías y recibí premiaciones.   Integro desde hace tres años el jurado de poesía de la Asociación Sciliana Zona Norte.    Actualmente escribo poesía,  cuento corto y cuentos infantiles.

                                                      

Regres

                           Cuando todo se calla,  cuando todo enmudece

                           se abren celosías en mi cuerpo estrellado,

                           un capítulo nuevo de silencios en calma,

                           un discurso entendible de la mente y el alma.

                           La música  de siempre en un tono infinito,

                           la radio en dos por cuatro,  bebiendo soledad,

                           limitará un espacio de lentas confidencias

                           que atraerán tu figura y borrarán tu ausencia.

                           Desde el charco en que un sapo capturará planetas

                           fingiré que la noche tiene más de ocho horas

                           y en la cómplice magia de una cita oportuna

                           bailaremos un tango,   mientras dure la luna.

                           Celebraré esa fiesta con un dial renovado

                           y el tango y la milonga danzarán por el patio,

                           entrarán por la puerta.   Estrenaré manteles

                           y haré colgar faroles en todos los dinteles.

                           Repetiré el encuentro cada noche callada

                           y te estaré esperando resistiendo a la vida

                           porque sé que vendrás en la paz del regreso

                           y fantasmas que somos,   nos daremos un beso.

 

Un niño abandonado

 

                                 Con la cara sucia,   la panza con ruidos

                                 con el miedo a cuestas,  el niño suspira.

                                 En una vigilia que acumula tiempo

                                 espera en vano

 

                                                 ¿por qué lo dejaron?

                                                 ¿por qué no lo buscan?

 

            El mundo está quieto.                 Sin voces,  sin viento,  sin brisa 

            Solo él.    Muy solo.    Muy solo en el centro de ese mundo quieto

                                                 inerme gravita

                                                            

                                  Lo que no hace mucho era simple asombro

                                  ahora es misterio,   amenaza,   hambre,

                                  Herida,   vergüenza,   exclusión que hiere

 

            El niño que sufre:   se doblega,  gime,  suplica un mendrugo,

                                     aprende un idioma.   Aprende y olvida 

 

                                  Y sin darse cuenta se sume en la sombra

                                  de días opacos y de largas noches.

                                  Toda la tristeza se cuela en su cuerpo:

                                  abrupta,  implacable,  decanta de a poco

                                  (lo va doblegando,   lo va sometiendo)

                                  va cayendo dura,  como un rocío

                                  de espinas punzantes,  hasta el fondo mismo

                                  de la misma vida

 

            y sin más remedio sigue su camino el niño vacío 

                                  el niño que tiene

                                                                            la infancia perdida

                                                         

Mujer

 

 

                                 amor de distancia,  amor de viento                                                              

herida sin costura

                                            soy recuerdo y olvido en una mente intacta

                                            donde se cuela el frío        enajenada

                                 desbordo vida por los ojos   

                                 y no dejaré de gritar

                                 hasta el último límite vocal                                                                                      

la pasión circula por tanto surco abierto

                                            se estrangula        se seca

                                 y vuelve a licuarse en el río de mis venas          

                                 en la noche madura

                                            loca         loca

                                 (con la propia locura que me envuelve)

                                            loca de amor

                                            loca de vida

                                 mujer en llamas

                                            ardiente

                                                           ardida

                                

                   

 

 

 

 

 

                                                                                                                                                                                             
No record found.
No record found.
No record found.
Comments