s
s
s
s
s
s
s

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Ruth Ana Lpez Caldern
Nacionalidad:
Bolivia
E-mail:
lopezcalderon20013@gmail.com
Biografia

Ruth Ana López Calderón

Ruth Ana López Calderón (Sucre, Bolivia, 1968). Secretaria ejecutiva. De formación autodidacta, empezó a escribir hacia finales del año 2010. 

En 2013 publicó su primer libro DESDE LAS PROFUNDIDADES con BLACK DIAMOND EDITIONS.

En 2014 apareció su segundo libro SIN ÓBOLOS PARA CARONTE, en Editorial El País (Santa Cruz de la Sierra, Bolivia).

En preparación, su tercer libro: ITINERARIO DE UNA METAMORFOSIS.

Algunos de sus poemas han ido apareciendo en diversas antologías, entre ellas la titulada LA MANO EN LA PALABRA, que incluye a 48 excelentes poetas del ámbito latinoamericano y fue publicada con el objetivo de recaudar fondos para el tratamiento médico que requiere la enfermedad de Ruth Ana. También aparece en la Antología Internacional “Palabras Descalzas” (Santa Fe – Argentina 2015), Antología de la poesía amazónica de Bolivia “Los tres cielos” (editorial 3600, año 2014).

Fue galardonada con una Mención de Honor en el Premio Nacional de Literatura Dante Alighieri 2014, por su libro SIN ÓBOLOS PARA CARONTE.

Está incluida en el directorio REMES (Red mundial de escritores en español).

Su obra se halla reflejada en la web ARTE POÉTICA (Antología de poesía universal) y ha publicado sus textos en diferentes revistas literarias del ámbito Internet, tales como Letralia, Almiar, Proyecto Patrimonio, CineReverso, Gaceta Virtual, Morsadice, INVENTIVA Social, Revista Literaria Guatiní, Palabras Escritas Por Dentro, Avda. Los Escritores, Museu Posmoderno, Odiseo en el Erebo, Literatura del Mañana, Al borde de la palabra, Los Palabristas de Hoy y De Siempre, Comunidad de Escritores Papeles Olvidados, Revista Palabras Diversas, Revista literaria Con Voz Propia, Eclipses Poética de Actualidad.

Sus poemas han sido leídos en varios programas de radio en Buenos Aires-Argentina, La Habana-Cuba, Santiago-Chile y Murcia, España.

 

TAL  VEZ

 

Tal vez el vago reflejo

de la existencia aferrada

al endeble hilo de la memoria,

  

el que asoma a mirar la vida desde las rendijas,

 

el que flota en la penumbra del agua

y corre triste y gris por las arterias olvidadas de la ciudad

 

al reciclamiento

 

tal vez sólo un fantasma que olvidó su muerte y aferrado a los despojos,

se arrastra, gime y blasfema,

flota,

o colgado en andamios del tiempo,

tocando puertas, ciertamente la última,

tal vez sólo una sombra

que se desplaza en la calzada, negada

a sumergirse en la soledad

 

quien no es nada y aceptar que los días tienen término

 

tal vez quien escribe versos oprimiendo estos dedos, tal vez.

 

 

MIGAJAS

 

Adentrado en los extramuros

alejado de los intocables y sus festines,

escarba los desperdicios, busca migajas,

unas migajas para mitigar el hambre.

 

Y sus sueños...

¿dónde están?

 

Tal vez en las astillas

del pupitre que endulzó su infancia, en las escasas hojas de un cuaderno,

y el pedazo de lápiz sin goma de borrar.

 

El aire lo envuelve en desprecio y abandono

y la soledad desquicia sus harapos:

 

No hay futuro en sus noches sobre el pavimento sucio.

 

EL UMBRAL

 

En el umbral,

a la espera del designio: lo diabólico o lo divino,

lanza la última mirada, desanda pasos,

llega al principio.

 

¡Si!, al preciso instante, al paso por el túnel primitivo,

donde la inocencia viste al cuerpo de blanco,

y las imágenes sobrepuestas, como fotografías,

una arriba de otra, lastiman los recuerdos,

 

y comienza la danza de sonrisas níveas,

y sonrisas oscuras, los latigazos

que van y que vienen, lacerando,

y los escombros se arrastran como gusanos.

 

El verdugo, a veces uno, a veces otro,

a veces ambos

las carcajadas, la dicha, como relámpagos esporádicos,

iluminan el rostro de la felicidad,

dejan aromas de nostalgia, incienso barato.

 

Todo un ritual engendrado en el vientre del destino.

 

Los suspiros pasan de largo

las mariposas grises, vuelan alrededor

animal enjaulado, devora los lamentos,

se pierde en el fondo del abismo,

preñado de pánico,

reducido a la sombra de lo abstracto:

 

¿quién escucha el grito?

¿el rumor del propio llanto?

¿el terror que mortaja, el leve aliento?

 

momento congelado,

inesperado rayo,

frío derrite, frío trae

los pasos temerosos,

 

y el olvido

 

y los fantasmas, visitan,

otra vez en el umbral,

bajo el alero,

donde un cuervo dice que la hora ha llegado.

 

El enigma tiembla

y la conciencia pregunta:

 

¿quién abrirá la puerta?

 

rechinan las bisagras,

el alma destempla,

 

el cuervo se espanta, en afán del vuelo,

 

una pluma escapa,

y cae en sus manos, negra y sola,

como pluma negra de cuervo

 

dos gotas de sudor, corren por la espalda,

una temerosa, otra resignada,

 

y los pasos escuchan

y los oídos sangran,

los ojos crispados

la presencia asoma la cara,

la luz de su mirada,

penetra,

 

despliega alas un brazo sombrío,

y el coro de ángeles canta.

 

-un tridente señala el camino-

 

¡oh!, no, no, ¡no!

 

no puede creer lo que ve:

 

un ser mutado,

mezcla de Dios y de Diablo.

 

El cuervo vuela a lo lejos,

la pluma sigue en mi mano.

 

 

Desarrollado por: Asesorias Web
s
s
s
s
s
s