s
s
s
s
s
s

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Jorge Elicer Trivio Rincn
Nacionalidad:
Colombia
E-mail:
Biografia

ENSOÑACIÓN

Voy a sellar mi boca
Para callar tu nombre
con lacre de rosas,
claveles y anturios.

Si alguien me pregunta
tú qué te hiciste,
diré que fuiste un sueño,
una hermosa quimera,
un castillo dorado
de almireces de ópalos
con un levadizo puente
sobre un riachuelo
poblado de peces
-róbalos de nácar,
mojarras de talco,
atunes de migas de pan,
salmones de azúcar,
corales de ágata
y algas de cristal-

Voy a sellar mi boca,
pero mi corazón
dirá con mil voces
a las lejanas Pléyades
que un día, una doncella
como la luz del día,
transparente como el agua,
dejó en mi existencia
un delicado perfume
-fragancia misteriosa-
que borrar jamás puede,
ni el tiempo con su arcano.

DESDE QUE TE CONOZCO

Desde que te conozco,
ya no tengo reposo.
Tu perfecta silueta
de esbelta gacela
ha entrado en mis bosques
e ideales y sueños.

Con la gracia y donaire,
con el talle y la suave
contorsión de tu cuerpo,
tu hidalgo caminar
gallardo y precioso,
te miras en el espejo
limpido de mi alma.

Desde que te conozco,
soy otro, lo sé;
un hombre renovado
por la magia de tu nombre,
de tu sombra, de tu risa,
de tu voz, de tus gestos,
de tus ojos cafés,
de tus labios que el viento
roza cada día
al ir a tu encuentro.

Desde que te conozco,
soy otro, lo sé
en la intimidad
de mi infinito silencio.

biografia:
Jorge Eliécer Triviño Rincón


DESCONCIERTO

Buscar en la cesura del viento,
la voz que compone la armonía,
acompasar un pensamiento
con los latidos del corazón,
fulgurar en el horizonte del mundo
y componer un verso,
cantar una canción
y comprender las formas de Doménico,
vibrar con la belleza
formal delas figuras
de Rafael, Dalí, Tizziano,
y el manejo de la luz
en las obras e Rembrandt,
entender los subterfugios
de la religión y la retórica,
sentir la calidez del niño,
el amor admirable de las madres,
sentir la geometría
de la flor del ciruelo,
ahondar en los misterios
de la física cuántica;
entender de la luz el movimiento,
conocer por el admirable tono
la esencia imbuida en las palabras,
saber por qué, el agua
baja siempre cantando,
serenarse ante la onda
mirífica del gris ocaso,
dominar el miedo
ante la presencia de lo ignoto,
evaluar la angustia y la tristeza,
el dolor, el vaivén de las horas
en la inmensa infinitud del tiempo;
son cosas sencillas,
comparadas con el silencio
con que tu cubres tus pensamientos
y la alegría con que tu voz,
vela tus sentimientos.

fillafonta@yahoo.es

 

Desarrollado por: Asesorias Web
s
s
s
s
s
s