s
s
s
s
s
s
s

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Daniel Frini
Nacionalidad:
Argentina
E-mail:
Biografia
MARE NOSTRUM

En ese entonces s que la tierra era plana.
Y no meda ms de cuatro cuadras.
Haba un Mare Nostrum entre ambas veredas
que cruzbamos mirando que no viniese
algn barco.

Jams pensamos en llegar ms lejos
hasta bien entrados los ocho aos.

Por aquellos das no existan naciones.
ramos, ms bien,, una especie de tribu,
un pueblo brbaro, el azote del barrio.
La siesta era un concepto claramente
antiptico.
Y su tiempo era un tiempo de aprehender
del ms viejo, los secretos vedados.

El ms viejo era Delmo
que andaba promediando los seis aos
cuando los dems dejbamos los cuatro.
Hasta juraba
que se haba emborrachado con un vaso de tinto
al final del recreo ms largo.

Por l conocimos
La primera acepcin no materna de teta
El nido del gorrin
los olores del campo.

Saber y no saber
nuestro futuro.
Ni Mario, ni Jos ni sus hermanos,
ni yo, ni los dems
imaginamos
lo distinto del curso de los aos.
En ese entonces s que pensbamos salvarnos.
Apenas sabamos leer, por tanto
no asustaban los diarios.
Adems nuestra calle, Mare Nostrum de tierra,
estaba a kilmetros luz de cualquier parte
casi casi indescubiertos,
casi felices, casi abandonados.

Mucho despus, cuando la guerra
sospech otro final.

Yo estaba lejos.
Desde entonces,
no he vuelto a saber de aquellos vndalos.

TE VI PARIR, TE VI NACER

S.
Ya s que en el mundo hay un montn
de noticias importantes.
Pero hoy, a quin le importa saber
no s qu cosas
Si acabs de parir;
si acabs de venir.
Est bien.
Debe ser el milsimo parto de este mes
y el nmero un milln en lo que va del ao.
Pero es especial porque
justamente vos
acabs de parir,
justamente vos
acabs de nacer.
Y fue tan lindo verte llorar
amor, mientras pujabas,
con una fuerza tan nueva y milenaria,
tan hermosa que estabas.
Y fue tan lindo verte llorar
beb, llenando tus pulmones,
caricias de aire y de lgrimas,
tan hermoso que estabas.

Quiero emborracharme de alegras
de viejas nostalgias de vaya uno a saber
qu extraas causas.
Delicias de haber visto este milagro,
de ser testigo de esta luz tan grande.
Buena noticia la de hoy mis vidas.
No va a estar en los diarios.
Entonces yo la digo:
Te vi parir, mi amor;
beb, te vi nacer
Te vi
parir
mi amor;
beb,
te vi
nacer.

SEMBLANZA DE UN GENERAL DEMASIADO PARECIDO A LOS NUESTROS

El general tena un gran ejrcito
con soldados muy rubios y valientes,
y tena un negro de sirviente,
y pistolas de cachas con diamantes.
Un perro polica y desafiante
que dorma con l en la campaa.

El general amaba a una princesa
que siempre estuvo lejos y sonriente
rodeada de los lujos de la corte
mientras l, muy triste, en la batalla
trabajaba de experto combatiente.

El general jams hizo preguntas
ni distingui culpables de inocentes
y siempre defendi con sus infantes
los bienes y las tierras de sus reyes.

El general endios su ideologa
y se opuso a las dems hasta su muerte;
jams gan una guerra miserable
y lleg a viejo militar, condecorado,
con el peso de sus aos en la espalda
y el de todas las muertes en su mente.
Jams hizo un disparo en el combate
ni nunca mat a nadie con su sable.
Pero sembr el terror en sus campaas
en contra de unos pocos insurgentes
que peleaban con azadas y con palas
y que en nombre de la Patria y de los Hombres
se murieron bajo bombas y cohetes.

El general tuvo fama de asesino
pero nunca esto fue justificable
porque slo orden se diera muerte
a dos pobres, un negro, un ignorante
cien curas, veinte indios, diez cantantes,
doscientos actores militantes,
cien amas de casa, un escribiente,
dos grandes hacendados, un banquero,
dos traidores [un cabo y un teniente]
ms o menos quinientos lustrabotas,
un poeta, un florista y un gerente.

El general se muri decentemente
a una edad un tanto razonable.
Llovieron las loas a su nombre
y fue enterrado muy cristianamente.
Algunos despreciables difamantes
dijeron: 'el general era un demente';
pero nadie discute que la gente
lo guarda entre los dignos de respeto.
Hasta hicieron una estatua que lo muestra
apuntando con su espada hacia el poniente.

biografia:
Daniel Frini:
Berrotarn [Crdoba, Argentina], 1963. Ingeniero, redactor y columnista en revistas humorsticas del interior del pas. En 2000 public en libro 'Poemas de Adriana'. Colabora habitualmente en los blogs 'Qumicamente Impuro', 'Rfagas, Parpadeos', 'Breves no tan Breves', 'La Alegre cocina de Peloncha', 'Cuentos y ms', 'Educared-TamTam', 'La Oveja Negra', 'Axxn' y los fanzines 'Terrorzine' [So Paulo, Brasil] y miNatura [La Habana, Cuba]. Mail del autor:

dfrini@gmail.com

 

Desarrollado por: Asesorias Web
s
s
s
s
s
s
s