s
s
s
s
s
s

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Dyma Ezban
Nacionalidad:
México
E-mail:
Biografia
UNO

Seor,
hoy no quiero despertar,
no estoy cansado ni le temo a
la vida,
es slo que no deseo despertar.
Dormido es como si an no naciera,
como si no tuviera nombre,
sin edad no hay rostro,
ni pensar,
el corazn es libre de su reposo.
El mundo se mueve sin m
y es tarde para presentarme al da como el que naci para l, no conozco a nadie
que espere el abrazo de un desconocido,
no estoy en el camino de alguien,
ella ha partido o nunca estuvo ah.
Lo que no har me ata y me cerca.
En este lugar no pasa casi nada
como si no existiera,
mi cuarto no existe
para un pueblo ruso
o una alea china
as como ese pueblo y esa aldea
no existen para m.

La oracin del suspiro.
p65 27/01/2002, 20:57 40
41


Nadie sabe de un corazn
entre cuatro paredes
que perdura en silencio, en espera.
Pero, esperar qu?
No despertar,
tengo tantos sueos
como sueos hay en un pueblo ruso
o en una aldea china,
nadie sabe de ellos pero son,
los guarda mi quietud,
mi posicin fetal,
mi deseo.
Y no, no me despertar.

DOS

Seor,
ya estn aqu Alberto, Martn, Don Leonardo, Don Jos,
la seora Margarita, los paps de Polo,
y, ya estn la comida y el vino en la mesa?
Han llegado Mario, Arturo, Joel, Mara, Alejandra,
Antonio, Doa Santitos, Don Camilo,
y vienen muchos buscando el lugar Seor,
y, ya estn la comida y el vino en la mesa?
Es la hora de Cecilia, de Ramn, de Teresa,
de Dolores y Rafael, de Roberta y Luis,
de Yadira, Martha y Esther, de Elsa, de Emma,
y, ya estn la comida y el vino en la mesa?
Tras de ells vienen Aurelio, Armando, Miguel, Gabriel,
Ernesto, Rodrigo, Samuel, Ricardo, ngeles, Diana,
Artemisa, Xchitl, Nuria, Victoria, Pamela, Erika,
y an vienen muchos por su propio camino,
y, ya estn la comida y el vino en la mesa?
Estn llegando Sal, Juan, Arnoldo, Rodolfo, Agustn,
Jernimo, Francisco, Fernando, Marcela, Rosa, Ethelia,
Lourdes, Roco, Lucy, Adriana, Mnica, Ximena,
Eva, Rosario, Emilia, Concepcin, Ignacio, Jess
y dicen que por su camino vienen demasiados,
y, ya estn la comida y el vino en la mesa?

La oracin del suspiro.
p65 27/01/2002, 20:57 138
139


Junto a ellos vienen Vernica, Josefina, Luz, Carmen,
Natalia, Jaime, Manuel, David, Toms, Rolando,
Edgar, Jorge, Octavio, Patricia, Susana, Lidia, Soledad,
Demetrio, Luisa, ngel, Eugenio, Xavier,
y, ya estn la comida y el vino en la mesa?
Seor,
en verdad hay una mesa y un vino que esperan?
Cuntos han desgastado el camino por llegar
y cuntos se han perdido, cado, olvdado.
Pero, ya estn la comida y el vino en la mesa,
siempre estarn la comida y el vino en la mesa.?
Y han buscado tanto tiempo algo que ahora no saben qu encontrar?
Seor, tengo miedo,
no hay nada de pan ni vino en la mesa y se han hecho venir desde la vida
a tantos y tantos buscadores de un Suspiro.
Seor,
bendice su hambre entre los que han llegado
y ten piedad, piedad, piedad.

TRES

SEXTO NOMBRAL


La Donacin del Hacer

A la Soledad

La mayor prueba de amor
es no desear el amor.

El amor es lo antes de la Creacin
en la Creacin misma,
lo antes del Hombre
en el Hombre mismo,
el Abrazo semejante
y lo antes del Abrazo,
y lo antes es el amor
en lo perpetuo sin nombre.

El amor pertenece antes al amor
como la fruta al fruto
y la hierba al campo,
el hombre que deja el amor en el amor
deja que el amor sea,
se aleja para verlo
y no se aleja dejndolo de ver,
no deseando el amorencuentra el antes de la vida
y todo antes es un hecho sin nombre.

Es Cristo quien encarna el amor
para nunca morir,
porque slo el que no muere
puede entregar la vida
y encarnar el amor,
el amor es hacer nacer la luz
no entregar la luz,
pues la imagen del amor es el hombre
para amar en l la creacin del amor,
no la entrega de la vida.

El nico acto amoroso
ha sido la creacin del da y de la noche,
del mar y los peces,
de la mujer y del hombre.
Dios ama el amar en Dios
en el antes de la vida.
Dios es lo que l
en el amor se ama.

En la Creacin,
el Hacer es el amor
en el all de la vida,
a travs del Hacer
el hombre es el mirar de Dios
y lo humano se busca en ese mirar,
pero el hombre detiene su hacer en el tiempo
y contempla los hechos, los fines,
no el mirar.

Por ello, si el Hacer es el amor,
el No Hacer ser la separacin del amor,
vive lejos de lo humano
quien no transforme lo humano.
Crsto es en el mundo
lo que ha dejado de Hacer el hombre.

Todo el Bien dado a la Tierra es poco
comparado con el bien que se le ha negado.
Todas las pocas son limitadas
ante el hombre que quedar sin nacer.
Todo el Dolor del hombre
es el inicio del dolor que le espera.

Cristo en la historia deslinda el Hacer
y a la mitad de la vida nace la muerte,
a la mitad de la muerte nace la eternidad,
a la mitad de la eternidad nace Dios,
a la mitad de Dios nace la nada,
a la mitad de la nada aparece el amor
y el Amor es el Hacer en el antes de la vida.

El hombre se aleja
para encontrar el amor
y no se aleja
en el encuentro de lo amado.

An as, quiz esta Tierra
no sea el lugar del hombre y de su corazn,
algn da ha de partir
sin haber terminado sus labores.
Aqu, donde la historia de cada hombre
es inferior a su vida.

Se ame lo que se ame
se ha de amar lo desconocido en lo amado.
Se ame lo que se ame
siempre ser otro el camino de Cristo.

Por ello, Dios bendito,
danos voluntad para estar contra Ti.
Dios amado,
danos voluntad para estar contra Ti.

NOTA:
Honorables y Distinguidos Amigos:
Los felicito en verdad por su titnica Babel enteramente terrenal.

biografia:

Dyma Ezban
es un existente de Amrica, que se descubri como mexicano y antes de ello como autntico humano. Dice _ 'Somos multinacionales'.As como 'multitemporales'. Leyendo a Rulfo, a Villaurrutia, a Paz, a Gorostiza ha sido mexicano, leyendo a Borges, a Juarroz y Porchia ha sido argentino, leyendo a Neruda y Pizarnik, a Huidobro ha sido chileno, leyendo a Vallejo a sido peruano. Latinoamrica. Lorca, Hernndez, Cernuda, Machado, Guilln, Alberti lo han acompaado. Espaa, Grecia, Alemania, Francia, Italia, Rumania, Rusia, se ha convertido a la nacionalidad de los seres que abren su espritu cando el lector los invoca. Tambin cabe decir que en los barrios y colonias de su ciudad le han revelado lo sustancial de la inmediatez humana que es donde ha vivido el mayor tiempo. Pero la vida no alcanza para todo. Su obra inicia a fundarse en la cultura del mundo, an es muy prematuro saber sus aportes a los misterios de la escritura y del espritu, de la cultura. El lector es el que podr intervenir en el hallazgo de compartir el arte, su destino.

Llegar a amar hasta la muerte ha sido una constante en su devenir vida por conocer el alma de los hombres. La mujer, la historia, el poder, el sentido de verdad, lo cotidiano de vivir, el tiempo, el mtodo, ha sido el espacio total de perseverar en el dolor y en la revelacin entre realidad y escritura.

El silencio se convirti en su segunda lengua. El contemplar en su tercera. Trabaja como traductor del silencio del agua y del fuego, del rostro y de las lgrimas. Ha ido a esos pases del silencio y de la contemplacin y nos escribe de ss fantasmas y de sus misterios. Es un recorrido circular donde termina con la descripcin de un paisaje que se convierte en grito, un grito latinoamericano que no llama a nadie, porque el que slo puede venir, no existe. O le extraa la vivencia de la esperanza, esperar, como es una de las ctedras que imparte: El Saber Esperar.

Ha desgarrado su Heimat para conocer otras tierras, pero su ms grande viaje ha sido habitar sus propias lgrimas. Es lo ms verdadero. Rusia, Espaa, Portugal, son hermosas mujeres que le han hecho saber que la fe est ah y hay que ir por ella. La verdadera patria est en donde se est, en donde est cada ser. El paisaje que se mira en ese momento es el ms bello del mundo, porque es el yo mismo situando al mundo, yo soy su referencia, cada ser es la referencia ms importante del mundo. Su coordenada esencial con respecto al universo. Por ello, para encontrar a alguien, se tiene que renunciar a su propia referencia. Y ser.

Como muchos latinoamericanos comenza publicar en peridicos, revistas, y como suele pasar en estos casos, no pasa nada. Publicar o no publicar en Latinoamrica no es muy distinto. Comunicarse con la palabra escrita result ser verdaderamente difcil. Aprendi a callar desde los 20 aos. Dos publicaciones gracias a los amigos fraternos, que lo fueron, dieron fe de su posicin como creador o constructor, o posesin, o como l lo llama, estar suspendido entre el tiempo y la eternidad. Lleg igualmente por otros amigos a ser propuesto para que todo lo realizado en 30 aos se editara en Barcelona en una Editorial de la cul ya no se quiere acordar.*

Su mayor influencia filosfica ha sido el vivir desgarrado, en la angustia de habitar una impotencia de soportar las imposiciones ideolgicas humanas. Las injusticias. Pero ello mismo, le ha dado el valorar en lo ms alto el acto del hombre, siempre y cuando, este acto est en fusin de los dems, de una comunidad, de una humanidad. No se puede actuar si no se tiene en cuenta el sentido del oro, el proyecto de lo humano. l no es un ejemplo de nada en el sentido kantiano, el acto est en fusin de una totalidad y se ha de intuir esa totalidad. Se ha de aprender a soar.

Platn y Hegel, Spinoza y Eckhart, Nietzsche y Heidegger, Wittgenstein y Mahler, Broch y Yourcenar, Cioran y Gorecky, los romnticos alemanes, los simbolistas franceses, son como referencias discursivas para interrogar el yo y su diariedad.

Dice, _'Lo que ms ha influido en mi forma de pensar es el aire, sin saber respirar se me dificultan mis pensamientos; los colores, los sonidos, los sabores, esos en verdad, son mis mas sustanciales influencias, son los ms grandes argumentos. El beso es un axioma. El acto sexual es un mandamiento.' Una obra que se estuvo incubando durante 30 aos, trabajar sin ser por nadie visto, terminar el producto y ocultarlo, esperando el momento de saber corresponder a sus semejantes, a su contemporneos, a sus vivos y a sus muertos. Sorpresas an por descubrir nos esperan de este etrao exponente del alma, del silencio.

Hizo su licenciatura en Filosofa en la Universidad de Guanajuato. Maestra en la misma especialidad en la UNAM, estudios de Filosofa en la Universidad Iberoamericana Santa Fe. Ha sido docente de la Universidad de Guanajuato y de la Universidad Iberoamericana. Ha impartido cursos sobre la relacin entre Filosofa y Literatura en distintos estados del pas, etc. As como mltiples conferencias y lecturas de poesa en casi todo el territorio nacional y en el extranjero. Hizo estudios en el Pushkin Institute of Russian Languaje de Mosc. Entre sus publicaciones se encuentran 1.- Un Mito que se Quiebra. Poesa Colectivo. UNAM. 1983. 2.- Asuntos de la Lluvia. Poesa Colectivo. UNAM_INBA_ISSSTE. 1986 3.- Escritores del Centro de la Repblica. Colectivo. Tierra Adentro, SEP_CREA. 1988 4.- Casa en Interiores. Poesa. Antologador-Colectivo. Gobierno del Estado de Guanajuato. 1989 5.- Cmo Escribir lo que se Piensa? Ensayo. Prrafos. Universidad Iberoamericana. 190 6.- El Habla del ngel. Ensayo y Aforismos Gobierno del Estado de Guanajuato. 1991. 7.- La Educacin del Dolor. Poesa Coleccin Asteriscos. Universidad Autnoma de Puebla. 1993 8.- De Vario Mxico. Poesa. Co-antologador Poesa Mexicana Actual. Gobierno del Estado de Guanajuato. 1996.

En el 2002 public lo que se llam en el proyecto OBRA COMPLETA. [Poesa Filosfica] Bajo el nombre de DYMA EZBAN Poesa, Ensayo filosfico y Aforismos. Ediciones ltera. Barcelona, Espaa. 2002 y 2003

1.- El Habla del ngel. Ensayo y Aforismos.
2.- El Miedo del Tiempo. Poesa
3.- La Educacin del Dolor. Poesa
4.- La Consolacin del Placer. Poesa y Narrativa.
5.- La Intimidad del Silencio. Poesa
6.- El Destino del Cielo. Poesa
7.- Nombral del Nombre. Poema-Ensayo
8.- Incertidumbre del Polvo. Aforismos.
9.- Memoria del Rostro. Ensayo.
10.- La Oracin del Suspiro. Poesa.

dymaezban.blogspot.com

Ver Links en gogle [en Internet] con el nombre de: dyma ezban

dymaez_lu@yahoo.com.mx

 

Desarrollado por: Asesorias Web
s
s
s
s
s
s