s
s
s
s
s
s
s

El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Dayra Miranda Olmedo
Nacionalidad:
Panamá
E-mail:
Biografia
Tu silueta y mi sombra

Por Dayra Miranda Olmedo

Mi deseo ms simple se convierte en gota de agua
que intangible finge poseer el inventario de tus lgrimas.
Y sigo, tenue, como el efmero reflejo de una espera,
desenlazo auroras de cristales y hojarasca
mientras devoro tu aire que estalla en soledades.
Me escondo entre las fisuras de tu ausencia
y me encuentro con la cicatriz de una carcajada
que flota en letargos de tristeza,
mientras me adorno con la visin cautiva de tu sombra.

Tu imagen se derrite en mi tiempo infinito,
en la bruma de mis memorias,
en los instantes de incertidumbre, de anhelos y vigilias
que brotan dentro de cada gota de agua
y evaporan tu risa y mis alas.

Danzar al romper el ocaso para acallar tu ausencia
y en la cadencia de mis emociones poseer tus ojos,
llenar tu insomnio con gotas de mi sombra
y encontrar tu silueta en mi amanecer inmvil.

Se trata de...
Por Dayra Miranda Olmedo

No es aguardar en la fatiga de la sombra,
donde las manos se alargan
para atrapar el eco de una quimera,
ni es la mirada que presagia
la farsa de tu imagen en un espejo.

Es ver el silencio en un aullido
mientras se postergan las auroras,
despojarse de lejanas, ausencias, olvido
y devorar en la tarde, tu aroma.

No es poseer el tiempo en el instante infinito
en que se desprenden mis ojos y descubren el vaco,
ni mudar la piel para cambiar la historia
tatuada en la carne desnuda, cuando la verdad nos asfixia.

Se trata de buscar el eco en la voz que se esconde
en cada poro de tu nostalgia y la textura de tu reflejo,
encontrar tus prpados pintados en mi horizonte
y en el asombro efmero de un gesto.

Se trata de ser el instante, el presagio, la utopa
La aurora incandescente que se escurre
por el umbral de tu puerta y el resquicio de mi ventana.

INVENTARIO
Por Dayra Miranda Olmedo

[Gnesis]
'desnuda sal del vientre de mi madre' [*]
inocente y solitaria, vaca de recuerdos;
el bullicio del silencio danza enloquecido
y vidas auroras pintadas en mis prpados
estallan incandescentes en mis umbrales;
en mi vientre flores, ceguera en mis manos
en mis ojos el dibujo iridiscente de mil imgenes,
de msica, inconsciencia y el vuelo de aves y cristales.

[*] El oro de los tigres. Jorge Luis Borges.

[Pubescencia]
Crece la luz y el asombro se multiplica en la mirada,
los instantes, riachuelo y mar, se enlazan en oleadas;
mi cuerpo gira en palpitante espiral de insomnios
y florece bajo crculos invisibles entre agua y follaje.
Es tiempo de anhelos, fbulas y alboradas,
una leve llovizna cae sobre los cristales;
las horas dilatadas presagian aliento de besos, aleteo de labios
y en el horizonte se vislumbra el paso de fuertes vendavales.

[Plenitud]
Fragmentos de sueos danzan en los rotos cristales
y en los reflejos de distancia sobre la sombra abandonada,
punzantes caricias naufragan en los ademanes de la tarde
y se consumen en las ojeras de la nostalgia.
El crepsculo vespertino busca guarida para los recuerdos,
se finge el retorno de la lluvia sobre el trmulo paisaje
y se pinta con cincel un grotesco maquillaje
sobre las emociones que vibraron al alba.

[Ocaso]
La lluvia convertida en niebla y bruma
arrastra cada invierno contenido en la memoria,
y el ayer se antoja lejano
cuando lo humano se torna distancia.
El insomnio desterr los sueos,
en las manos llevo mis ojos y mi locura
y mientras el eco insiste en remendar palabras
yo soy la voz vuelta aicos que se pierde en el ocaso.

biografia:
Dayra Miranda Olmedo


Pintora que escribe, vive, re y ama.

dayramiranda@yahoo.com

 

Desarrollado por: Asesorias Web
s
s
s
s
s
s